La importancia de la consultoría en las empresas digitales

Las empresas digitales suelen tener un núcleo de expertise técnico muy solvente y una capacidad de generación de ideas bastante alta. No obstante, no siempre funcionan lo bien que podrían, al encontrar dificultades para gestionar de manera integral su estrategia en todas las áreas de la empresa.

El valor de la consultoría

Ayuda especializada

No descubrimos nada cuando decimos que lo fundamental para el éxito de tu empresa es tener una visión de negocio. Una visión que hemos transformado en una misión con sus objetivos y la estrategia para conseguirlos.

Del mismo modo, tampoco debería sorprendernos que todos estos puntales que en su día definimos sufran los embates del día a día, el estrés, la influencia de la competencia, problemas de capital, etc., y acaben desdibujándose. Es cuando olvidas la estrategia y te centras únicamente en soluciones tácticas a corto plazo.

También puede darse el caso de que tu empresa funcione bien, pero notes que le falta ese diferencial que puede hacerla crecer al ritmo que percibes que debería ser el adecuado.

Vivimos en un entorno competitivo y, sobre todo, cambiante. Debemos tener muy claros los mecanismos de control y los KPIs que nos permiten saber en cada momento cuál es la decisión más acertada.

Acompañamiento

Los ejemplos anteriores ilustran muy bien situaciones que llevan a muchas empresas a requerir servicios de consultoría. Lo más saludable, de todos modos, es no esperar a identificar estas situaciones, sino contemplar desde el inicio el uso de la consultoría de negocio.

La situación ideal es apoyarse en este tipo de servicios ya en la definición del plan director o mapa estratégico de la compañía. Así podemos contar con los profesionales que nos ayudarán con herramientas adecuadas y técnicas específicas a desplegar la estrategia y establecer los controles para medir los resultados de dicho despliegue.

Una vez realizadas estas acciones, con el software adecuado y un seguimiento regular con nuestros consultores, dispondremos en todo momento de una “foto de situación” clara de nuestra empresa. Esto te ayudará a poder tomar las decisiones oportunas cuando se planteen.

También estaremos en condiciones de evaluar posibles nuevas líneas de acción o de crecimiento. Y es que, tendremos la información necesaria para saber si podemos acometerlas y, además, con qué niveles de riesgo.

¿Cómo incorporamos la consultoría?

Incorporar el acompañamiento de servicios de consultoría profesionales no es complicado. Puede aportarnos un beneficio muy importante que agradeceremos siempre.

Lo habitual es contactar con especialistas que, en primer lugar, nos forzarán a realizar una reflexión estratégica. Harán que confirmemos o redefinamos correctamente nuestros objetivos para luego plasmarlos en iniciativas medibles.

Estas iniciativas vendrán acompañadas de sistemas de reporting, cuadros de mando, KPIs y un conjunto de herramientas de probada eficacia que te permitirán un seguimiento completo.

Lo habitual será incorporar, a su vez, un programa de gestión estratégica que nos permita visualizar la evolución de nuestro plan director.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *